Estáis a tiempo de llegar a Mí

 

 

      

 

  Estáis a tiempo pequeños míos que lleguéis hacia Mí. Yo tomaré la dureza de vuestros corazones y os lo ablandaré. Yo tomaré la putrefacción que hay allí dentro y os perfumaré con nardo purísimo de celestial perfume.

 

  Yo volveré a restaurar vuestra alma deforme por el pecado. Yo os daré luz, os daré brillo, os daré aroma pequeños míos. Os necesito adheridos al madero de la cruz. Madero de la cruz que os da salvación y vida eterna. Madero de la cruz que os acrisola, os purifica como a oro y plata. Madero de la cruz que os hace semejantes a Mí.

 

  Os da temple en la debilidad, os da luz en los días de oscuridad, os da fuerzas para no decaer en vuestra fe, os da fuerzas para no sucumbir ante las tentaciones y ante las cantidades de peligros que os asechan.

    

 

     

Portada

Página anterior y principal (Meditaciones)

Página siguiente (Ay de ti que perdiste la vergüenza)

 

 

 

 

Páginas Principales

Dios Padre habla a Sus hijos

 Meditemos con Jesús (importante)

Oraciones diversas

Oraciones a la Santísima Virgen

Videos de música religiosa (popular)

Rosarios, Coronas y Coronillas

Nuestra Biblioteca

Hablemos de....

 

 

Esta página pertenece al sitio  "Oraciones y Devociones Católicas"

Visite siempre la Portada del sitio, siempre hay algo nuevo ahí.