Dios Padre

 

 Momentos de gran expectación mundial se acercan. ¡Orad y Orad!

 

      

 

    

 
 
 
Tema Único:

Momentos de gran expectación mundial se acercan. El Bien, Mi Bien se manifestará, el mal tratará de opacar el Bien que trataré de enviar a la humanidad.




 
Ofrecimiento


Sobre: Momentos de gran expectación mundial se acercan. El Bien, Mi Bien se manifestará, el mal tratará de opacar el Bien que trataré de enviar a la humanidad.


  Hijitos Míos, momentos de gran expectación mundial se acercan. El Bien, Mi Bien se manifestará, el mal tratará de opacar el Bien que trataré de enviar a la humanidad entera para su conversión y salvación.
 


 
Vuestra oración, Mis pequeños, será valiosísima. Unid al Mundo entero en oración, pedid al Cielo, pedid a la Comunión de los Santos, uníos a Mi Hijo, Mis pequeños, para que vuestra oración mundial, llena de amor, llena de donación, pueda opacar y destruir las fuerzas de Satanás.
 


  Mucho dolor habrá entre las naciones, mucho temor obnubilará (ofuscará) la mente de las criaturas y no las dejará pensar y actuar como es debido, porque no se han acercado a Mí. Pedid que la Luz de Mi Santo Espíritu las ilumine, para que ellas entiendan la posición que tienen en la salvación humana.
 


  Satanás, como reptil, se arrastra por todas las naciones, por todos los pueblos de la Tierra,
devorando a las almas buenas y vertiendo su veneno sobre todos los demás hermanos vuestros para que sea la maldad la que reine. Pero no será así, Mis pequeños, ciertamente muchos hermanos vuestros, que están cerca de Mí, morirán por vuestra salud espiritual, por la renovación del Mundo. Su martirio alumbrará a muchas almas y el plan de Satanás no se llevará a cabo, completamente, por la sangre de estos mártires, unida a la Sangre de Mi Hijo y, así, la Sangre de Mi Hijo seguirá salvando a infinidad de almas.



  Mucha oscuridad veréis a vuestro alrededor,
la maldad parecerá haber tomado la Tierra entera. Vosotros, los que estáis Conmigo, caminaréis cautelosos, protegidos por Mi Gracia y os dejaréis llevar por Mi Voluntad, para que vayáis sembrando Fe y Amor entre vuestros hermanos desesperados, que hayan sido tocados por Mi Gracia aún en estos momentos de tribulación.
 


  La serpiente seguirá avanzando por el mundo entero, lo rodeará, pero cuando se crea dueña ya de todo lo creado, en ése momento, la Luz vendrá y la aplastará.
Una Luz Divina la irá quemando y la hará regresar a los Infiernos, a donde pertenece.
 


  La Luz irá purificando la Tierra entera y una nueva Luz se dará para todos los hombres que perseveraron en la Fe y en Mi Amor. Veréis un Nuevo Mundo, lleno de bellezas inimaginables, Divinas, como premio a vuestra constancia y a vuestro acercamiento a Mí, porque a pesar de los ataques y las tentaciones de Satanás,
perseverasteis en Mis Leyes y en Mi Amor.
 


  Todo aquello que estaba contaminado por Satanás, destruido quedará. El Universo entero tendrá una nueva Luz que se unirá a la de este mundo en el que ahora habitáis.
El Universo entero será purificado y recuperará nuevamente la vida que tuvo en el Principio, cuando fue creado.
 


 
Conoceréis lo que vuestros Primeros Padres conocían. Me adoraréis como Me lo Merezco Yo, vuestro Dios. Gozaréis infinitamente todo este cambio y todo lo que obtendréis en Gracias y Bendiciones al momento en que se dé la Luz entre los hombres. Admiraréis la Creación y es cuando os daréis cuenta la forma en la que vivíais y sabréis que vivíais en la podredumbre y no en lo que Yo había creado para vosotros.
 


  Mi Amor purificará todo y agradeceréis, de corazón, todas Mis Bondades. Os postraréis ante Mi Gracia, ante Mi Amor, ante Mi Majestad Divina y transmitiréis a vuestra descendencia todo lo que veréis y, así, las generaciones conocerán los Portentos de Mi Amor hacia los hombres.
 


  Perseverad pues, Mis pequeños, en este tiempo de prueba. Os he anunciado todo esto, para que, en vuestro corazón,
siempre esté la Esperanza de que algo bellísimo vendrá después del dolor.
 


Yo estoy con vosotros, Mis pequeños, los que confiáis en Mí, vuestro Dios, perseverad y Mi Amor enjugará vuestras lágrimas.
 


Os Bendigo, Mis pequeños, Bendigo a este Mundo, Bendigo al Universo entero,
porque todo será transformado en breve, Mis pequeños.
 


Vuestro Dios habló para vosotros y para la humanidad entera.
Gracias, Mis pequeños.
 

 

 

  Portada

                 Página Principal (Índice del tema)  

                      Página Siguiente  (Os pido viváis en Gracia el tiempo por venir)

 

 

Páginas principales

Portada

Índice General y páginas misceláneas

 

Dios Padre habla a Sus hijos

 

 Meditemos con Jesús (importante)

 

Oraciones diversas

 

Oraciones Virgen María

 

Videos de música religiosa (popular)

 

Rosarios, Coronas y Coronillas

 

Nuestra Biblioteca

 

Hablemos de....

 

 

Esta página pertenece al sitio  "Oraciones y Devociones Católicas"

Visite siempre la Portada del sitio, siempre hay algo interesante ahí.