MENSAJE Nº 2 SAN MIGUEL

LA ILUMINACIÓN DE CONCIENCIAS

 

 

 

 

 

El mensaje en video

 

 

 

 

 

 

En espera de la segunda venida de Jesucristo nos encontramos hoy.


Yo Príncipe de la Milicia Celestial, San Miguel Arcángel, al sonar de las trompetas anunciaré el comienzo de la gran batalla entre el bien y el mal que empezará muy pronto y el ejército triunfante elevará anclas para zarpar la embarcación rumbo al Nuevo Milenio.


Ellos guiarán al Ejército Purgante y Militante. Todos tripularán dicha barca.


Los tres ejércitos unidos en uno solo tendrán la misión de dar fin a la maldad que aqueja al mundo, salvar al mayor número de almas, propagar la buena nueva del segundo advenimiento de Cristo, y llevar a cabo una lucha encarnizada contra Satanás y sus huestes y contra el falso profeta y el anticristo para dar fin al reinado del hombre inicuo, y que los corazones triunfantes de Jesús y de María puedan instaurar la nueva creación que la habitarán un sin fin de almas provenientes de todo el orbe sin importar raza o nacionalidad.

 

 

El señor Jesús tiene varios rediles donde las ovejitas conocen su voz y ellas son guiadas por él a un solo redil porque al final habrá un solo redil pastoreado por EL.


Los predestinados a habitar el nuevo milenio son almas elegidas desde toda la eternidad por Decreto Divino. Todo esto es un misterio en el que no debemos ahondar porque el Todopoderoso así lo ha decidido.

 


Los Ángeles y Arcángeles que habitan junto a Dios no pueden conocer con exactitud lo que está por acontecer, ellos sólo son fieles a las instrucciones del Todopoderoso.

 


El Hijo de Dios, en Su esplendor dará el triunfo del bien sobre el mal y terminará con las injusticias, maldades, genocidios, abortos, blasfemias, sacrilegios que tanto lastiman Su Corazón al ver en que se ha convertido esta generación.

 


Yo, San Miguel Arcángel, sostengo el reloj del tiempo el cual está por terminar y con mi espada defiendo y protejo a mi Ejército Militante. Ejército qué yo forme con el permiso del Padre para la lucha final.

 


Este ejército victorioso consta de soldados rasos que también fueron escogidos por Decreto Divino. No podemos preguntar porque a unos sí, y a otros no, porque cuestionar los decretos de Dios, es caer en soberbia, sólo nos queda obedecer con humildad y decir hágase en mi según Tu Voluntad.

 


No teman a los acontecimientos. Yo, San Miguel Arcángel, los guiaré y enfrentaré a Satanás defendiendo a mi ejército Fiel. Soy muy poderoso y por ser humilde, obediente y dócil a las instrucciones del Altísimo los ángeles que comando, acatan mis órdenes al instante.


Al sonar de las trompetas, la Tierra se estremecerá como nunca antes. Los Reyes del mundo querrán excusarse ante El Todopoderoso con argumentos falsos; pero el Padre no los escuchará, porque no atendieron el llamado a la conversión cuando el tiempo de la Misericordia estaba abierto a la humanidad.


La terrible Ira del Padre caerá sin miramientos y todos los habitantes de la tierra serán examinados en sus conciencias, sus pecados pasarán delante de sus ojos y experimentarán en sus almas la presencia de Dios que los juzgará conforme a sus acciones.

 


Quienes prepararon su alma para este acontecimiento con antelación vivirán esta situación con alivio y confirmación del amor de Dios, sin embargo los que no se prepararon por no haber querido oír la voz de Dios, lo vivirán como un suceso fatídico, que los llevará a la desesperación al experimentar la justicia divina.

 


Estén atentos habitantes de la Tierra! Al sonar de las trompetas la tierra se estremecerá grandemente y será la iluminación de conciencias y ya nada será igual.

 


Los elegidos saldrán a salvar almas predicando El Evangelio de Cristo. Y los hombres perversos maquinarán la llegada del anticristo que será enaltecido por el mundo. Pero yo, San Miguel Arcángel príncipe de la Milicia Celestial, los exhorto a que preparen sus almas.

 


¡No los abandonaré! Pidan mi protección y ayuda a toda hora y los protegeré con mi espada


Pueblo de Dios, verán ante sus ojos cosas nunca antes vistas, que asombrarán al mundo.


El falso profeta y el anticristo harán grandes milagros falsos, orquestados por el propio Satanás, pero yo, San Miguel Arcángel instruiré a mi ejército y será la cruenta batalla entre el bien y el mal; la que se librará ante los ojos atónitos de los habitantes de la Tierra.


Los ángeles expulsados del Cielo, convertidos en demonios poblarán la tierra y saldrán del averno dispuestos a pervertir a la humanidad y robar almas para Satanás.


Pero yo príncipe de la milicia celestial junto con la Virgen María, daremos la batalla final contra Satanás; y la Virgen le aplastará la cabeza.


Satanás furioso luchará contra el ejército de Cristo, y los que perezcan por su causa de Cristo serán recogidos por los Ángeles y llevados a la presencia de Dios, para enjugar sus lágrimas y hacerlos dignos herederos del Futuro Reino.


¡No se preocupen Ejército Militante! ¡Dios es fiel!, y los librará de las garras de Satanás.


Sólo queda esperar al sonido de las trompetas que no tardarán en sonar.


Preparen sus almas habitantes de la Tierra, para que no les agarre desprevenidos dicho acontecimiento, confíen en la bondad de Dios y en el Amor que tiene por Su pueblo.

“Quien como Dios nadie como Dios”

 

 

25 de julio de 2016

 

 

 

 

 

 

Página anterior (Mensajes de San Miguel)

 

Página siguiente (Mensaje Nº 3 Instrucciones)

 

 

 

 

 

Páginas principales

Portada

Índice General y páginas misceláneas

 

Dios Padre habla a Sus hijos

 

 Meditemos con Jesús (importante)

 

Mensajes de San Miguel Arcángel

 

Oraciones diversas

 

Selección de Letanías

 

Selección de Novenas

 

Oraciones Virgen María

 

Videos de música religiosa (popular)

 

Rosarios, Coronas y Coronillas

 

Nuestra Biblioteca

 

Hablemos de....

 

 

 

 

Esta página pertenece al sitio  "Oraciones y Devociones Católicas"

Visite siempre la Portada del sitio, siempre hay algo nuevo ahí.