ORACIÓN y NOVENA A SAN VICENTE DE PAUL

 

 

 

 

   Glorioso San Vicente, celestial patrono de todas las obras de caridad y padre de todos los necesitados. Que jamás olvidaste en tu vida a nadie a quien a ti haya recurrido. Mira de cuantos males nosotros somos oprimidos y ven en nuestra ayuda. Consigue del Señor, socorro a los pobres, alivio a los enfermos, consuelo a los afligidos, protección a los abandonados, caridad a los ricos, conversión a los pecadores, celo a los sacerdotes, paz a la Iglesia, tranquilidad a los pueblos y salvación para todos nosotros. Sí; que todos experimenten los efectos de vuestra piadosa intercesión; de modo que aliviados por ti en las miserias de esta vida, podamos reunirnos contigo en el cielo, en donde no habrá jamás luto, ni llanto, ni dolor, sino gozo, alegría y bienaventuranza eterna. Amén.

 

Indulgencia de 100 días, una vez al día. (Papa León XIII, 1885)

 

Puede rezarse esta oración también por nueve días en forma de novena, indulgencia de 300 días. Indulgencia plenaria durante la novena.

 

Condiciones: Confesión, comunión y rogar según las intención del Sumo Pontífice.

 

 

Portada

 

            Página anterior (Oraciones)

                              Página siguiente (Pensamientos Consoladores)

 

Páginas nuevas:

 

 Meditemos con Jesús (importante)

 

Videos de música religiosa (popular)

 

Rosarios, Coronas y Coronillas