SI EL DEMONIO ESTÁ A VUESTRO LADO, SEPA COMO LO PUEDE DETECTAR

 

Estoy sola, pero ¿estoy sola?

 

 

   Ya  no se cree en la existencia del demonio, y esa es su mejor carta. A quien lo tiene ya en sus manos abrazando el pecado, nunca, pero nunca se le va a mostrar, porque eso sería espantarlo y empujarlo hacia Dios.  Tamaña sorpresa tendrá el día de su muerte cuando el demonio reclame el derecho sobre esa alma. Si me sirvió a mí, debe ser mi botín, alegará Satanás.

 

 

   Pero muy diferente es la situación de aquellas almas que ya las considera perdidas, pero siempre con la secreta esperanza de poderlas recuperar. Son almas que se libraron de su tiranía, almas conversas o en vías de. Personas que ya se encuentran en el proceso de conversión, abandonaron el pecado y están ya confesadas o bien están ya pensando en hacerlo.

 

 

   El demonio va a hacer lo imposible para que caigan nuevamente en el pecado que habían cometido en el pasado y que habían abandonado con tanto esfuerzo. Pueden haber tardado años en dominarlo.

   Vamos a dar un ejemplo. Hay una situación de infidelidad, la persona, pensemos en un hombre, se arrepiente y decide abandonar a la amante, y mantener su matrimonio. Entonces empiezan a suceder algunas cosas anormales, enfermedad de la esposa, como un resfrío, gripe, etc., o cansancio excesivo, falta de fuerzas, sueño, se queda dormida a horas tempranas. No hay relaciones sexuales, entonces el pecador añora a su amante, nostalgia de la vida que dejó. Se siente solo y desalentado y a veces piensa en volver a su vida de antes. Esto es siempre trabajo del demonio. Hay que ser muy fuerte para resistir. Esta situación la puede mantener por bastante tiempo, un mes e incluso un plazo aún mayor.

 

 

  ¿Pero cómo podemos saber que está a nuestro lado si no se deja ver? Estos espíritus malignos, aun cuando no los vemos, si ponemos un poco de atención los podemos descubrir. Cuando estamos en solitario, despreocupadamente y notamos que se nos produce una cierta confusión, digamos como que perdemos la onda, se nos olvida en qué estábamos pensando; aturdimiento, letargo, confusión, significa que está a nuestro lado y algo pretende con nosotros. A mayor confusión, significará que se encuentra más cerca, incluso pudiera asemejarse a que nos dieran con un palo en la cabeza, sin sentir el golpe, por cierto, pero sí, sus efectos, pérdida de la realizad y del tiempo. Su presencia algo emite que no podemos explicar pero que afecta algunas áreas de nuestro cerebro y esto es algo muy positivo porque lo podemos descubrir, pero requiere que se encuentre cercano a nosotros, si nos observa de lejos, no tenemos forma de descubrirlo a no ser que seamos personas muy sensibles, pero son pocas las personas con esas condiciones.

 

  

   Recurrir a la oración de inmediato, llamar a Jesús, María y al Arcángel San Miguel. Es clásico, si siente fuerte confusión sin razón aparente, el demonio está a vuestro lado. Esto que les decimos lo experimentamos por nosotros mismos, está totalmente probado por lo que allí sucedió, y quedamos aletargados por un buen rato, perdidos mentalmente pero concientes de lo que sucedía. A veces se da también una densidad extraña en la habitación, pero sólo es capaz de sentirla ciertas personas con condiciones especiales. Esto que les contamos, y que fue muy desagradable, Dios lo permitió para que lo compartiéramos con ustedes, aun cuando sea un espíritu y no se deje ver, nuestro cerebro lo puede captar y se afecta con su cercanía, algo emite, algún tipo de ondas, o algo que hace que no sea tan imperceptible como él se vanagloria, sobretodo si algo pretende, pero repetimos, tiene que estar muy cercano a nosotros ( a menos de dos metros).

 

 

  Nuestro Padre lo ha dicho, hay una batalla celestial enorme que  desconocemos, y en la cual nosotros participamos sin darnos cuenta. El demonio nos quiere para él y va a hacer lo imposible por arrebatarle almas a Dios. Va a utilizar todas las armas que tenga a mano. Discordias, pobrezas, enfermedades, lo que sea. Esto que les decimos es de suma importancia, porque ustedes quedarán abismados cuando luego de vuestra muerte Dios les muestre todos los acontecimientos dolorosos de sus vidas y vean que el demonio fue el causante de varios de ellos. Si me pasan cosas malas a mí y no a los demás, significa que Dios no me quiere, y tal vez tampoco exista Dios. Por ahí va el juego del demonio. Alejarlos y tenerlos para él.

¡Protéjase! Mire a Dios, reciba los sacramentos, rece mucho, y por favor crea en el demonio, porque existe y lo ronda siempre.

 

   

   Dios Padre nos hace un llamado:

 

   Os he pedido que os reforcéis en lo espiritual, porque es ahí en donde la prueba será más fuerte, porque Satanás quiere destruir vuestra alma y la quiere llevar a la perdición eterna y es donde os deberéis reforzar más y es donde debéis, vosotros mismos, ayudar a vuestros hermanos a que se refuercen. Tendréis ataques muy fuertes, Mis pequeños, en lo espiritual y, si realmente no estáis viviendo lo que se os ha enseñado, lo que tenéis en las Sagradas Escrituras, seréis fácil presa de las garras de Satanás, vuestra vida eterna está en juego, Mis pequeños.

Os he dicho que Yo no os puedo presionar, Mi deber como Padre fue el de avisaros, Yo os sigo protegiendo si venís a Mí, pero debéis realmente venir a Mí y permanecer en Mí, para que seáis protegidos de las garras de Satanás.

 

   Debéis tratar, Mis pequeños, de manteneros en el camino de la pureza y la santidad, de la vida llena de Amor y no buscar, dentro de las cosas del mundo, aquello que, aunque, ciertamente, en algún momento gozáis en vuestros goces humanos y pecaminosos, después se os vuelven cargas inmensas y tardáis mucho en eliminar lo que tomasteis de Satanás, porque afecta fuertemente vuestra alma, la deja marcada, la deja herida, la deja llagada, la deja con cicatriz, así es Satanás.

 

   Como bien lo dice nuestro Padre, siempre el objetivo es lograr la condenación del alma, pero no piensen que ataca solamente a nivel espiritual, a través de la tentación. Es capaz de mucho más y puede producir caos total, pues tiene la facultad no solo de mover objetos, sino hacerlos desaparecer y reaparecerlos en otro lugar (que quede claro, no los transporta por el aire de un lugar a otro, sino, como lo dijimos, los desaparece, transforma la materia y los aparece en otro lugar con la rapidez del rayo.)

 

   Dios Padre lo ha dicho: muchos se burlan del demonio, pero no tienen la más mínima idea de lo que puede ser capaz, es peligrosísimo y en los próximos años veremos su actuar cuando aparezca el Anticristo, la tercera guerra mundial y la escasez de alimentos. Todo un caos mundial.

 

   Jesús también nos advierte, el demonio puede encarnarse y en un momento lo hará. Protéjase desde ya, revise nuestro portal donde hay oraciones de protección.

 

   Por último, conversando hace un tiempo con un amigo evangélico (se saben al revés y al derecho La Biblia, mucho mejor que nosotros los católicos), nos decía, que en el fondo se sabe muy poco de los ángeles y de sus facultades, esto es válido para los ángeles buenos y también para los caídos. No sabemos cuales son las facultades otorgadas por Dios para estos seres espirituales.

 

 

Nuestras bendiciones para ustedes y piensen que todo lo que aquí se ha dicho son verdades. Mediten sobre todo esto y tomen las medidas adecuadas. Piensen que si no tienen a Dios de vuestro lado, están perdidos.

 

 

 

 

 

Anexo

 

 

   Si Dios ha permitido que nos sucedan algunas cosas, no es para que las guardemos, sino para que las compartamos con ustedes. Para que no sea todo tan serio, le pondremos algo de humor a los acontecimientos.

 

 

El demonio se preocupa de hacer dos cosas:

 

1.- Borrar lo que Dios ha hecho.

2.- Borrar lo que él mismo ha hecho.

 

   Los que nos han seguido por largo tiempo, saben que nosotros hemos sido entusiastas en que se recen las 15 oraciones de Santa Brígida durante un año. Una condición fundamental para que se cumplan las promesas es que se recen sin saltarse ningún día. El día se extiende hasta las primeras horas del día siguiente, en caso de olvido.

 

   Pues bien, nosotros comenzamos las oraciones el 30 de noviembre de 2009 y ya las completamos, es decir cumplimos el año, pero en una ocasión por razones de salud, resultó ser un día muy diferente y sencillamente olvidamos rezarlas.

 

  Ya estábamos recién dormidos con la luz apagada y de improviso se prende el televisor en un canal bajo del cable, con mucho ruido y a un volumen bastante alto. Despertamos y cuando volvemos a la cama, luego de apagar el televisor (no había control remoto), nos dimos cuenta que no habíamos rezado la oración y lo hicimos de inmediato. Esto fue una ayuda divina, para evitar comenzar de cero las oraciones, es decir perder todo lo que habíamos avanzado (seis meses).

 

   El demonio  lo observa todo....

 

   Entonces probablemente manda a un diablillo de poca monta con la orden que en los próximos días nos encienda el televisor nuevamente, para que quedara clarísimo que aquí no había nada de divino, sino un simple desperfecto técnico.

 

  Al diablillo, nadie le dijo que llegábamos muy tarde del trabajo, el tedio, la espera y el aburrimiento y ya cansado ve que entramos a la habitación en busca de algo para salir nuevamente,  y no espera ni dos minutos y ¡enciende el televisor!

 

   Ridículo, totalmente absurdo. Nadie tiene el magnetismo para encender un aparato electrónico, y nosotros menos.

 

Seguramente el “jefe” lo debe haber amonestado con dureza.

 

 

-         Eres un estúpido, ¡cómo no esperaste un poco! ¿Por qué no esperaste que se acostara y se durmiera?

-          

-         Yo cumplí la orden, se me dijo que encendiera el televisor y eso fue lo que hice – alegará el diablillo.

 

-         Sal de mi vista, idiota.

 

 

 

   El diablillo, a los pocos días, hizo la parodia exacta al primer día, esperó que nos durmiéramos y lo encendió,  sin razón alguna, la oración ya había sido rezada y el ardid fue descubierto.

 

Nunca más se volvió a encender el televisor de esa manera.

 

Una verdadera, y dos falsas, es decir suman tres.

 

En este caso, quiso borrar un acontecimiento divino para hacernos creer que todo había sido un problema técnico ¿Dios?, pero si Dios no existe.

 

 

 

 

 

En otra oportunidad, el asunto fue en sentido contrario, el demonio quiso impedir que subiéramos el Rosario de la Armada, grupo de oraciones que se rezan solamente los días 25 de cada mes y que tienen  como eslogan: “El plan que el demonio jamás imaginó”. Al momento que ya íbamos a subir la página al portal, serían como las 11 de la noche, la casa sufre un corte de electricidad y quedamos a oscuras, además se corta también el teléfono, que no depende de la electricidad pues posee una batería.

 

Nuestra casa fue una casa piloto (la primera casa que se construye para que la vean los futuros compradores del condominio), por lo que no estamos conectados a los vecinos, sino a casas lejanas. Podemos estar nosotros con luz y no nuestros vecinos. Pensamos que el desperfecto estaría en algún circuito subterráneo y pasamos toda la noche sin electricidad.

 

Cuando al otro día llegaron los de la compañía de electricidad, nuestra vergüenza no sería mayor al comprobar que la electricidad había sido cortada en un interruptor en el jardín, uno que nadie conocía, perdido entre los arbustos. La casa cuenta con un sistema de seguridad tal que si se quema una ampolleta el protector salta de inmediato, se encuentra dentro de la casa y desde allí se conecta nuevamente la luz. En esta ocasión, la electricidad había sido cortada con el desconocido interruptor (jamás utilizado) que se encuentra en el jardín.

 

 Pues en los próximos días se volvió a cortar dos veces la electricidad desde el jardín sin razón alguna, y ahora fue fácil, ya sabíamos donde estaba y lo poco que costaba darla nuevamente.

 

Una verdadera y dos falsas: Tres veces.

 

Nunca más  volvió a ocurrir.

 

 

 

El demonio tiene obsesión por Dios y por el número tres. Hace todo tres veces.

 

¡Quiere ser Dios!

 

 

En el Exorcismo del Papa León XIII se lee:

 

“Te lo manda Dios Altísimo, a quien en tu insolente soberbia aún pretendes asemejarte….”

 

 

 

Le agregamos una dosis de humor, pero los acontecimientos aquí relatados sucedieron tal cual como los contamos. No son experiencias demasiado extraordinarias, pero son verdaderas. Fueron reales.

 

 

 

 

 

 

Portada

 

Página principal (Hablemos de....)

 

   Página siguiente (La masturbación)

 

 

 

 

 

Lo invitamos a visitar

Nuestra Biblioteca

 

 

 

Páginas principales

Portada

Índice General y páginas misceláneas

 

Dios Padre habla a Sus hijos

 

 Meditemos con Jesús (importante)

 

Oraciones diversas

 

Selección de Letanías

 

Oraciones Virgen María

 

Videos de música religiosa (popular)

 

Rosarios, Coronas y Coronillas

 

Nuestra Biblioteca

 

Hablemos de....

 

 

 

t

 

Esta página pertenece al sitio  "Oraciones y Devociones Católicas"

Visite siempre la Portada del sitio, siempre hay algo nuevo ahí.